La necesidad de planificar la jubilación

publicado en: Noticias | 0

Tal y como muestran todos los indicadores, la incógnita de la solvencia del actual sistema público de pensiones, la cual es totalmente apremiante a día de hoy, se solucionará a medida que surtan efecto las últimas reformas, trasladándose a la insuficiencia, sobre todo, a las futuras pensiones. La tasa de sustitución bajará del 82 al 45% en el 2060, por lo tanto, si queremos mantener las actuales, con el fin de poder mantener el nivel de vida, se antoja caprichosa la necesidad de planificar la jubilación.

Finalmente se han abonado los atrasos de la subida de las pensiones, que este año repuntarán un mínimo de un 1,6%, lo que supondrá un desembolso de algo más de 1.100 millones para la Seguridad Social. No obstante, la realidad es otra, en base a las cuentas de la Seguridad Social. Con el fin de no incrementar el déficit, las pensiones deberían reducirse un 2,5% en el presente ejercicio.

La mayoría de los ciudadanos creen tener la jubilación asegurada, pero, a medida que se va aproximando el momento es cuando empieza a generarse cierta preocupación. Ahí es cuando descubren que la realidad es totalmente diferente, porque sufrirán una merma de ingresos importantes, lo que le impide mantener el nivel de vida adquirido hasta ese momento.

La planificación de la jubilación asegura la independencia financiera y el estilo de vida requerido una vez llegada la edad de la jubilación, cuyo fin es proteger a las personas contra el riesgo de sobrevivir a sus recursos financieros. Está dentro de cualquier planificación financiera, cuya finalidad es compatibilizar los objetivos personales y financieros de cada individuo, fruto de sus exclusivas necesidades y expectativas diferentes, con la situación patrimonial en el presente y su potencial proyección futura.